• 26 April 2017
  • 226

Juez de San Francisco bloquea acciones de Trump contra ciudades santuario

Valore este artículo
(1 Vote)
  • Excede su autoridad cuando quiere obligar a gobiernos locales a adoptar sus política de inmigración William Orrick III
  • El mandatario acudirá a la Suprema Corte

 

Clase Turista

El juez federal estadunidense de circuito de San Francisco, William Orrick III, declaró hoy que el presidente Donald Trump excedió su autoridad constitucional al tratar de castigar a los gobiernos locales que se nieguen a colaborar con sus políticas de inmigración.

En una resolución emitida este día, el juez Orrick sentenció que Trump no puede obligar a las "ciudades santuario" como San Francisco a cooperar con las autoridades de inmigración mediante el retiro de todos los fondos federales.

La decisión de Orrick se dio en respuesta a una solicitud de la ciudad de San Francisco y el Condado de Santa Clara, que pidieron un mandato judicial para detener la ejecución de la orden de Trump, y que fue motivo de una audiencia de 70 minutos el pasado 14 de abril.

Casi 50 gobiernos locales de todo el país, así como el estado de California, presentaron argumentos para apoyar la demanda de San Francisco y el Condado de Santa Clara, mientras que Seattle, dos comunidades en Massachusetts y Richmond plantearon demandas por separado.

Mas de 300 ciudades y condados de todo Estados Unidos evitan que sus agencias de aplicación de la ley colaboren con las autoridades federales de inmigración para detener y deportar inmigrantes por diversos delitos o entrada ilegal, a las cuales se les denomina "santuario".

Todas estas comunidades afirman que esas políticas están diseñadas para preservar la confianza entre sus residentes y la policía local, y así promover la seguridad pública, al mantener el contacto entre inmigrantes y autoridades en la denuncia de crímenes sin temor a la deportación.

La ley federal no define "ciudades santuario", y la administración Trump ha dado descripciones diferentes de las políticas locales que está dirigiendo, además que ha dado mensajes contradictorios sobre los financiamientos que pretende retener.

En su orden ejecutiva del 25 de enero, Trump ordenó al fiscal general y al secretario de Seguridad Nacional que se aseguren de que "jurisdicciones de santuario", que se niegan a entregar información legalmente requerida a las autoridades de inmigración, "no sean elegibles para recibir subvenciones federales de aplicación de la ley".

Trump va a la Suprema Corte

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, fustigó hoy la decisión de un juez federal de San Francisco sobre las acciones de la Casa Blanca contra las ciudades fantasma y amenazó con llevar el caso a la Suprema Corte de Justicia.

“Primero, el Noveno Circuito dictamina en contra de la prohibición y ahora golpea de nuevo sobre las ciudades santuario—ambos dictámenes ridículos. ¡Nos vemos en la Corte Suprema!”, escribió en su cuenta de Twitter.

La víspera, el juez federal de distrito de San Francisco, William Orrick III, determinó que el presidente estaba excediendo su autoridad constitucional al tratar de castigar a los gobiernos locales que no estaban de acuerdo con sus políticas de inmigración.

La decisión de Orrick III siguió a una audiencia del 14 de abril en una corte federal sobre la solicitud de San Francisco y del Condado de Santa Clara de detener la ejecución de la orden de Trump de suspender fondos a ciudades que se rehúsen cooperar con el gobierno federal.

En otro mensaje de Twitter, Trump hizo notar que los fallos de los jueces del noveno circuito son revertidos en caso un 80 por ciento de los casos, y sugirió que los opositores de sus políticas notorias eligen esa corte para buscar bloquear a la Casa Blanca.

Sólo entre 2014 y 2015 las ciudades santuario rechazaron más de 17 mil peticiones (detainers) de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) que permiten a las autoridades retener a un detenido durante 48 horas adicionales para decidir si es acusado formalmente o deportado.

Aunque los edictos de cada ciudad o condados tienen efectos diferentes, las ciudades “santuario” rechazan en general entregar a las autoridades a inmigrantes que sólo cometieron la falta administrativa de ingresar ilegalmente al país pues no se considera un delito grave.

Las ciudades “santuario” forman parte de un movimiento iniciado en Los Ángeles en 1979 luego que la ciudad emitió la Orden Especial 40, que prohibió a sus agentes policiales inquirir sobre el estatus migratorio de un persona detenida.

Desde entonces, un total de 364 condados y 39 ciudades, incluidas algunas de las más grandes de Estados Unidos como Nueva York, San Francisco, Washington DC, Miami, Seattle, Chicago, Baltimore, Sacramento y Filadelfia han aprobado ordenanzas similares.

Por separado, la Casa Blanca calificó la acción del juez de San Franciso como un “escandaloso ejemplo de extralimitación de un juez distrital individual no electo por el pueblo”.

“Vamos a utilizar todos los remedios legales contra la amenaza de la ciudad de santuario que ponen en peligro a nuestros ciudadanos, y vamos a continuar nuestros esfuerzos legales para remover a criminales y a pandilleros del país”, sostuvo la Casa Blanca.

Última modificación Wednesday, 26 April 2017 08:45

Video del día

Video relevante