Tacos de mole de olla, delicia en San Miguel de Allende

  • El chef José Luis Vázquez deleita el paladar de los visitantes al restaurante "San Mike"

 

Clase Turista

Tacos de mole de olla y de camarón son algunas especialidades que tiene el restaurante “San Mike”, en San Miguel de Allende, ciudad guanajuatense, donde los turistas pueden encontrar todo tipo de alimentos para saciar su antojo.
En entrevista, el chef José Luis Vázquez Hernández explicó que en este destino turístico hay bastantes restaurantes tanto italianos, argentinos, japoneses y mexicanos.
Dijo que no hay un lugar que se base en las especialidades de comida de San Miguel de Allende, pues la gente podrá encontrar de todo un poco.
Respecto al citado restaurante, en donde trabaja y que abrió sus puertas en noviembre pasado, informó que se sirven diariamente platillos de comida mexicana contemporánea, algunos incluyen mariscos o carne de res.
“Quien quiera venir a San Mike, lo que tenemos de especialidad, es la costilla braseada, tacos de mole de olla, tacos de camarón con ensalada y lechuga, están muy buenos”, indicó.
La carta es de los dueños ellos le dijeron a Vázquez qué era lo que querían y él nada más los elaboró, algunos ya los sabía hacer, pero otros tuvo que investigarlos.
Como por ejemplo, el taco de mole de olla, que se sirve tal cual como caldo, la carne en forma de medallón, bañada con una salsa de este platillo, acompañada de un jardín de cebolla, cilantro, un poco de limón y una rodaja de elote.
Acerca del taco de camarón, platicó que viene con tortilla de harina, untada con un poco de aguacate, trae lechuga y una ensalada de col morada, con mayonesa y zanahoria rayada.
Asimismo, relató que los fines de semana, en puente y vacaciones es cuando más personas visitan esta ciudad y piden de la carta los tacos de carne de puerco “es sencillo, pero muy rico”.
La orden es de tres tacos envueltos en papel de estraza y aparte se lleva el servicio de salsas, cebolla y cilantro.
Pastel de chocolate, flan de cajeta, flan de elote, churros y panacota de horchata son algunos de los postres que hay en esta ciudad, sin olvidar las nieves “que están muy buenas”.
Este especialista gastronómico es originario de la Ciudad de México, en donde estudió para convertirse en chef, posteriormente trabajó en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, de donde lo contactaron para laborar en San Miguel de Allende.
“Siempre me he dedicado a la cocina, desde pequeño me ha gustado cocinar, lo que más me fascina son los mariscos y la comida mexicana”, confesó el chef, quien aconseja que quien desee dedicarse a esta profesión, deberá apasionarle mucho.

Video del día

Video relevante